César Vallejo Periodista

Con todos los que quieras

César Vallejo Periodista es el tema que anima otro capítulo de Rubén Romero conversa, esta vez  con Miguel Pachas y Luis Eduardo García

Conversación entre París, Lima y Trujillo sobre una de las facetas menos apreciadas de César Vallejo: su oficio periodístico. Acompañados de Miguel Pachas y Luis Eduardo García, grandes conocedores de la obra del poeta, abordamos sus crónicas parisinas, sus relatos de viajes iniciáticos a Rusia y su implicación con la causa de la República española.

césar vallejo periodista

 

DESDE EUROPA – Crónicas y artículos (Ediciones Fuente de Cultura Peruana, 1987)

Extracto del prólogo de Jorge Puccinelli

En Vallejo se da la paradoja de ser a la vez el escritor más conocido y, en algunos aspectos, el menos conocido de la literatura peruana. Vastos sectores de su producción que en apreciable medida pueden contribuir a precisar su imagen, a definir algunos contornos borrosos, a confirmar o rectificar ciertos juicios y a esclarecer en definitiva su obra, continúan dispersos, inéditos, totalmente ignorados. Hemos asistido en el curso de varias generaciones al crecimiento moroso pero firme, luz a luz, de la gloria de Vallejo. De la gloria como el la entendía: «como fuerza viviente y fecunda, no como charretera retórica, como medalla literario musical, ni como vana estatua, ni como nombre hueco», sino como «una energía de la historia, una influencia viviente de un hombre sobre los demás», que brota y crece «de modo natural, sujetándose a las leyes regulares de todo lo que nace y crece verdaderamente». Pocos escritores latinoamericanos han suscitado universalmente un interés más alto. En torno de su obra, de su personalidad, se han ido acumulando cientos de libros, de folletos, de tesis universitarias, de ensayos criticos, que en su mayoría privilegian el enfoque de su poesía. Con la enseña de su nombre o de los títulos de sus libros se fundan revistas, grupos literarios, editoriales, se celebran congresos, coloquios, simposios y a la sombra de su obra medran las pirañas del trabajo ajeno

Pero la tarea heurística y filológica no ha avanzado paralelamente en el rastreo y rescate de los disjecta membra de un vasto corpus literario que es urgente reintegrar en esa «unidad excelsa» de  «lo que es uno por todos», que reclamaba el poeta, para alcanzar así la comprensión cabal y exacta de la totalidad de las partes del conjunto. Porque desgajar una rama del árbol es despojarla de la vida que radica en la unidad del organismo. es aislar del todo un fragmento que le está consubstancialmente unido: «Un poema —lo ha dicho el mismo Vallejo en uno de sus artículos— es una entidad vital mucho más orgánica que un ser orgánico en la naturaleza . . .». No cabe, pues, tarea hermenéutica firme, sobre todo tratándose de una poesía a veces difícil y hermética, si no se conoce en toda su riqueza el macrotexto y el contexto en que ella se genera, el humus en que ella germina y, para decirlo con las palabras del poeta, si no se restituye esta flor y este fruto a su natural «eje dialéctico» de crecimiento.

ENLACES PERIODISTICOS

https://www.elmundo.es/elmundo/2012/11/27/andalucia_malaga/1354049197.html

https://www.eldiario.es/politica/cronista-camino-vuelta-cesar-vallejo_1_5616808.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *